Pásate al MODO AHORRO

Panattoni sigue a pleno rendimiento con las obras en Júndiz para abrir a finales de año

La compañía arrancaba en febrero con los trabajos de un gran centro logístico en el que invertirá más de 20 millones de euros

Imagen de un parque logístico de Panattoni. / Asociación empresarial de Júndiz
Imagen de un parque logístico de Panattoni. / Asociación empresarial de Júndiz

Panattoni sigue con sus obras a pleno rendimiento en el polígono de Júndiz, en Vitoria. La compañía Panattoni Development Spain, filial de un grupo europeo que se dedica a proyectos de desarrollo industrial, comenzaba en febrero las obras de un gran centro logístico en el que invertirá más de 20 millones de euros. La previsión es la de crear unos 500 puestos de trabajo directos e indirectos incluyendo desde operarios hasta transportistas. Una llegada que esta prevista en dos fases y que contará con dos edificos diferenciados en una parcela de 57.000 metros cuadrados. Si todo sigue según lo previsto, verá la luz a finales de este 2022.

La logística se está convirtiendo en un sector clave para la industria vasca. En el caso de Panattoni, para ese horizonte a finales de año, espera tener ya en funcionamiento uno de los dos pabellones que proyecta en el mayor polígono industrial de Euskadi, Júndiz. Según publicaba 'El Correo', esta será una nave de 20.000 metros para cuya construcción ya han colocado una veintena de pilares de hormigón tras los movimientos de tierras. El otro edificio será algo más pequeño, unos 13.000 metros, y entre ambos conformarán un centro logístico "idóneo" para el reparto de última milla. También prestará servicio a empresas para el transporte de mercancías en distancias más largas. Entre los clientes que tiene esta compañía por el mundo se encuentran Amazon, Carrefour, DHL o Leroy Merlin.

 

 

El fuerte potencial de Júndiz

No hay que perder de vista que Júndiz es el polígono industrial más grande del País Vasco, con 6,4 millones de metros cuadrados, y que ha acogido de centros de logística muy importantes como la de Eroski, la de Mercadona. El suelo industrial de Euskadi -especialmente si puede tener uso logístico- lleva años convirtiéndose en un refugio para la inversión. Las miradas de fondos como Aquila, Patrizia, Batipart, Invesco o Blackrock buscan activos en los que convertir su liquidez tras el brutal crecimiento de las ventas online, de la alimentación y el retail empujado por la pandemia. Además, este polígono acogerá una de las cuatro terminales ferroviarias estratégicas para el transporte de mercancías que el Gobierno de España prepara para unirse con Europa a través de los corredores del Atlántico y del Mediterráneo.

Y hay una parcela dentro de ese polígono que también está siendo noticia. Se trata de una de las más grandes de Júndiz, la de la empresa URSSA, con propiedades en Júndiz y en Adurtza. Ahora, con el plan de liquidación ya aprobado, se abre la carrera por la superficie en este polígono. Una gran parcela de 132.000 metros cuadrados que podría concitar la atención de empresas y fondos de inversión cuya venta se abre ahora y que llevará unos meses de negociación y presentación de ofertas para ver cuál convence más a los acreedores de la firma alavesa, entre los que se encuentran entidades bancarias como Laboral Kutxa, Kutxabank, BBVA, Abanca, Banco Sabadell o el Banco Santander, pero también otras instituciones como Elkargi, el Ayuntamiento de Vitoria o el Gobierno vasco.

Fuentes consultadas por este periódico cifran en 10,7 millones de euros el valor de la parcela, que se encuentra ahora mismo recibiendo las distintas ofertas de los interesados por ella. Entre las condiciones que van a mejorar la valoración de las ofertas, la cooperativa vitoriana valorará los planes de viabilidad que recojan el compromiso de contratar trabajadores de URSSA si así fuese necesario para la firma que quiera hacerse con los terrenos.

Archivado en:

Destacados